"Yo sólo quiero que me la regresen"

La joven de 21 años salió de su hogar, en el Barrio de Pescadores, Chimalhuacán, estado de México
Foto: Archivo
Notas Relacionadas
06 de marzo 2013 08:30
  • Email
  • () votos
Lydiette Carrión
06 de marzo 2013
08:30

El pasado 7 de febrero, Marlen Escobar le dijo a su madre, la señora Juana Ávaro Moreno:

—Mamá, ¿me deja ir a la tienda?

—Con cuidado hija, respondió la señora.

La joven de 21 años salió de su hogar, en el Barrio de Pescadores, Chimalhuacán, estado de México. La tienda está a una cuadra. A los cinco minutos, la señora Juana se asomó, pero ya no vio a su hija. Marlen no ha regresado desde entonces.

Marlen Escobar tiene 21 años y retraso mental. Está diagnosticada desde pequeña.

Terminó la primaria con la ayuda de los maestros, quienes la pasaban de año. En casa, ayudaba con el quehacer. Enjuaga los platos, pero no lo sabe hacer bien, así que después alguien más en la familia los vuelve a lavarlos para no romper su ilusión.

En ocasiones acompaña a su mamá en el trabajo. La señora Juana es mecánica de bicicletas y trabaja en un taller. Marlen la ayuda acercándole cosas, como una nueva cámara de llanta o la herramienta.

También sabe su nombre y número de teléfono. Pero hasta ahí. Como dice su madre, Marlen “no se sabe defender”.

Al día siguiente de la desaparición, la familia denunció en CAPEA. Ese mismo día imprimieron volantes para pegar en el barrio y el Metro.

El sábado 9, a las 8:30 de la mañana, antes de que los hermanos de Marlen salieran a pegar los volantes, sonó el celular. En la pantalla del aparato telefónico apareció la leyenda “número no disponible”. La señora Juana contestó. Era un sujeto que dijo llamarse Mario.

—Yo tengo 43 años y tengo a su hija.

—¿Quién es usted?, ¡dígame dónde vive!, demandó la madre de la joven .

—No le puedo decir nada.

—Oiga, pero yo necesito saber dónde está mi hija.

—Pues yo ya le dije dónde está.

Finalmente, el hombre dio un número y un correo electrónico. Los hermanos de Marlen trataron de confirmarlos. Ambos eran falsos.

El martes 12, la familia volvió al Ministerio Público de Ciudad Nezahualcóyotl. El caso quedó con el número de carpeta 332580360075.

—¿Ha denunciado la llamada del sábado para que se rastree? se le cuestionó.

—Sí, pero no me hacen caso.

La señora Juana sólo terminó la secundaria, pero con su oficio de mecánica ha sacado adelante a Marlen y a tres hijos más.

La hija mayor, de 25 años, está por terminar la carrera en Ingeniería Química. La segunda está por hacer el examen para estudiar Ingeniería Mecatrónica. El tercero estudia en el CCH. Marlen era la bebé.

“Mi hija necesita que la cuiden. Desde que se perdió ni siquiera puedo trabajar, no puedo atender las cosas. He tenido que pedir préstamos. Yo sólo quiero que me la regresen para volver a la vida que teníamos antes, porque antes estábamos bien”.

Recientemente, Mariela Pérez de Tejada, consejera del Instituto Nacional de las Mujeres, informó que en lo que va del año 145 mujeres han sido reportadas como desaparecidas en el Edomex, “es particularmente la zona oriente la más peligrosa para las mujeres. Los casos se concentran en municipios como Valle de Chalco, Chimalhuacán y Ecatepec”.

 
 
 
 
COMPARTIR
Añade esta web app
a tu pantalla de inicio
Ver EL UNIVERSAL.mx
en versión completa
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS © EL UNIVERSAL
36088 06/03/2013 http://ads.eluniversal.com.mx/RealMedia/ads/adstream_jx.ads/movil.eluniversaledomex.mx/app@Top