Vacaciones: El encanto de El Oro, Aculco y Temascalcingo

El Edomex cuenta con una serie de opciones que ofrece a sus visitantes, lugares llenos de historia, cultura, gastronomía y un ancestral atractivo que nadie se debe perder
Foto: Archivo
Notas Relacionadas
14 de julio 2012 12:37
  • Email
  • () votos
Redacción
14 de julio 2012
12:37

Las vacaciones llegaron y el Edomex cuenta con una serie de opciones que ofrece a sus visitantes, lugares llenos de historia, cultura, gastronomía y un ancestral atractivo que nadie se debe perder

Los Pueblos con Encanto están conformados por 18 zonas turísticas mexiquenses: Aculco, Amanalco, Amecameca, Ayapango, El Oro, Metepec, Sultepec, Temascalcingo, Temascaltepec, Teotihuacan, Tlalmanalco, Tonatico, Villa del Carbón, Zacualpan, Acolman, Ixtapan de la Sal, Malinalco y Otumba.

Y cada uno de ellos cuenta con una riqueza turística, cultural y gastronómica que puede ser disfrutada por los propios habitantes de la entidad, paisanos y turistas del extranjero en estas vacaciones de verano.

Por ello, EL UNIVERSAL Edomex da a conocer las principales atracciones de El Oro, Temascalcingo y Aculco.

Temascalcingo

“Un paseo para los sentidos”. En medio de un paisaje que transporta a la tranquilidad de otro tiempo, este bello pueblo de origen mazahua y otomí, se abre paso en uno de los más extensos valles del norte del estado; es un lugar único no sólo por sus temascales y aguas termales de los que se deriva su nombre, sino por ser la cuna de José María Velasco, destacado paisajista mexicano del siglo XX.

Es verdad que la naturaleza le obsequió a este municipio un magnífico manantial, pero el tiempo le ha dado también construcciones magníficas, como las ricas e importantes haciendas del siglo XX.

Entre sus principales atractivos a visitar, se encuentran la Parroquia de San Miguel Arcángel, Casa de Cultura José María Velasco, Parque José María Velasco, Salto los Pastores, centro histórico, balneario el Borbollón y la Hacienda Solís.

Temascalcingo es uno de los productores de alfarería en técnicas de vaciado, torneado, decoración a pincel y cerámica de alta temperatura; se pueden adquirir canastas de jarrilla o vara, así como figuras de barro y de ixtle.

Su tradición gastronómica, está marcada por su barbacoa de carnero, mole rojo con pollo, pancita, carnitas de cerdo, pan de amasijo y la bebida zende.

Se localiza a 94 kilómetros al noreste de la ciudad de Toluca, por la autopista Toluca–Atlacomulco, continuar por la carretera estatal a El Oro, y tomar la desviación hacia Temascalcingo.

El Oro

"Un tesoro por descubrir”. El Oro es un destino para quien gusta de ambientes nostálgicos. Quienes lo visitan viajan en el tiempo hasta la época porfiriana, marcada por construcciones afrancesadas; es una población de origen minero, que ostenta la riqueza arquitectónica de una villa que vivió épocas de bonanza a finales del siglo XVIII, gracias a sus minas de oro y zinc.

Entre los lugares que se pueden visitar, se encuentran el Palacio Municipal, Teatro Juárez, Tiro Norte, antigua estación del ferrocarril, templo metodista, Museo de Minería y los criaderos de truchas. .

En el Centro Artesanal podrá adquirir utensilios y objetos decorativos de ocoxal, latón, orfebrería, cerámica de barro cocido, tejidos de lana, muebles tipo colonial, piezas alusivas a la minería, bordados, cuadros de popotillo y esferas navideñas, a la venta también en el tianguis de los lunes.

La sazón de algunos alimentos prehispánicos perdura en esta localidad hasta la época actual, como por ejemplo la sopa de hongos y los mixiotes. Además, se pueden degustar otros platillos típicos de la región, como el pescado blanco, charales, dulces en conserva y la tradicional bebida “la chiva”, hecha a base de hierbas amargas en infusión del alcohol.

El Oro se localiza aproximadamente a 160 kilómetros al noroeste del Distrito Federal, por la carretera México–Toluca, en Lerma continuar por el Libramiento con dirección a Atlacomulco y continuar por la carretera hacia El Oro.

Aculco

“Raíces y maravillas naturales”. Con vistas panorámicas, entre espectaculares peñas y cascadas, se encuentra una de las poblaciones típicas más bellas del estado; en un entorno de excepcional belleza, este lugar recibe a sus visitantes con sus notables riquezas naturales y su majestuoso paisaje de columnas basálticas que parecen extenderse hasta el infinito.

Su cabecera municipal, que conserva la arquitectura de la época colonial, sus calles y callejones empedrados, sus plazas y su quiosco, son sitios ideales para disfrutar de la tranquilidad campirana.

Los lugares a visitar en este bello lugar son: la Parroquia de San Jerónimo, Santuario del Señor de Nenthé, Lavaderos Públicos, Camino Real de Tierra Adentro, Casa de Hidalgo, Cascadas la Concepción y Tixhiñú, la presa El Tepozán y la Peña Ñadó.

Su artesanía más representativa son las piezas ornamentales en cantera, mientras que su gastronomía tradicional se basa en la barbacoa, moles, carnitas, y una diversidad de productos lácteos, como quesos y dulces de leche.

Aculco se localiza a 110 kilómetros del Distrito Federal, por la autopista México- Querétaro; saliendo de Toluca 106 kilómetros, por la autopista con dirección a Atlacomulco hasta Aculco.

 
 
 
 
30813 14/07/2012 http://ads.eluniversal.com.mx/RealMedia/ads/adstream_jx.ads/movil.eluniversaledomex.mx/app@Top http://b.scorecardresearch.com/p?c1=2&c2=6906641&ns_site=m-eluniversal-edomex&name=otros.noticia.Vacaciones_El_encanto_de_El_Oro_Aculco_y_Temascalcingo